Los minerales existen en el cuerpo y en los alimentos principalmente en su forma iónica. Tienen muchas funciones importantes, tanto en forma de iones disueltos en los líquidos corporales, como de constituyentes de compuestos esenciales.

El equilibrio de iones y minerales en los líquidos corporales:

  • regula la actividad de muchas enzimas, conserva el equilibrio d
  • e ácidos y bases y la presión osmótica,facilita el transporte
  • de membrana de compuestos esenciales yconserv
  • a la irritabilidad nerviosa y muscular.

En algunos casos, los iones minerales son constituyentes estructurales de los tejidos corporales. Muchos minerales también participan de manera indirecta en el crecimiento.

Los Minerales necesarios para el organismo

  • Calcio (Ca)
  • Fósforo (P)
  • Sodio (Na)
  • Potasio (K)
  • Magnesio (Mg)
  • Cloruro (Cl)
  • Hierro (Fe)
  • Litio (Li)
  • Yodo (I)
  • Flúor (F)
  • Aluminio (Al)
  • Azufre (S)

Otros

  • Cinc (Zn)
  • Cobre (Cu)
  • Manganeso (Mn)
  • Cromo (Cr)
  • Selenio (Se)
  • Molibdeno (Mo)
  • Cobalto (Co), también es esencial, pero no existen cantidades recomendadas.

CALCIO

El calcio

Es el mineral con mayor presencia en el organismo y el cuarto componente del cuerpo después del agua, las proteínas y las grasas. El calcio corporal total, se aproxima a los 1200 gramos, lo que es equivalente a decir 1,5 a 2% de nuestro peso corporal. De esto, casi un 99% se concentran en los huesos y dientes el 1% restante se distribuye en el torrente sanguíneo, los líquidos intersticiales y las células musculares.

Tanto su carencia como su exceso son perjudiciales para la salud, ya que participa en:

  • la coagulación,
    • la permeabilidad de las membranas
    • como regulador nervioso y neuromuscular, modulando la contracción muscular (incluida la frecuencia cardíaca),
    la absorción y secreción intestinal y
     la liberación de hormonas.

Los alimentos con mayor contenido de calcio son los productos lácteos, los frutos secos, las sardinas y las anchoas; ya en menor proporción en legumbres y verduras verde oscuras (espinacas, acelgas, brócoli).

El calcio está vinculado a la presencia de fósforo. La falta o exceso de cualquiera de estos dos macrominerales puede afectar la absorción del otro.
A su vez, la absorción del calcio se ve dificultada ante consumos de café, alcohol, falta de Vitamina D, falta de ácido clorhídrico en el estómago, falta de ejercicio y el estrés. Un obvio indicador de carencia de calcio es la osteoporosis.

Una de las grandes ventajas que presenta el calcio refiere a su invariabilidad en el tiempo desde el momento en que es envasado hasta el momento de consumo, podemos decir que el contenido de calcio de los alimentos no se altera en ninguna etapa.

Misiones y cómo funciona

  • Provee rigidez y fortaleza a huesos, dientes y encías.
  • Colabora en la regularidad de la frecuencia cardíaca y en la transmisión de impulsos nerviosos.
  • Previene enfermedades cardiovasculares, ya que disminuye los niveles de colesterol en sangre.
  • Previene los calambres en la musculatura corporal, debido a que el músculo utiliza el calcio para realizar sus movimientos y contracciones.
  • Fundamental para que la sangre coagule adecuadamente.
  • Preventivo ante enfermedades como el cáncer.
  • Contribuye a reducir la tensión arterial en personas con hipertensión arterial.
  • Previene la osteoporosis (perdida de masa ósea).
  • Es activador de diferentes enzimas.
  • Mantiene la permeabilidad de las membranas celulares.
  • Es un coadyuvante de la actividad neuromuscular.
  • Mantiene la piel sana.
  • Durante el embarazo reduce la incidencia de la pre-eclampsia (hipertensión gestacional o aumento de la presión arterial con edema y/o proteinuria, proteínas en orina, que ocurre después de la 20 semana de gestación).

Fuentes naturales de Calcio

Consumimos calcio a través del agua que bebemos y a través de ciertos alimentos, en especial los lácteos, como la leche y sus derivados. En particular los quesos son el lácteo con mayor proporción de calcio por unidad de peso.

Por otro lado también son fuente de calcio: los frutos secos, las legumbres, la yema de huevo, los vegetales de hoja verde, mariscos y sardinas (con sus espinas) entre otros.

Productos Recomendados

 

En la siguiente tabla se menciona la cantidad de miligramos (mg) de calcio presente en algunos alimentos:

Alimento Ración Calcio (mg.)
Quesos (Cheddar, Mozzarella, Burgos, Provolone) 100 gr. 730
Ricota, descremada 1 taza (250gr) 670
Yogur , descremado 230 gr. 415
Sardinas en aceite (con espinas) 100 gr. 382
Yogur con frutas, descremado 230 gr. 345
Leche, descremada 1 taza 290
Leche , entera 1 taza 276
Semillas de soja, cocidas 1 taza (180 gr.) 260
Almendras 100 gr. 250
Espinaca, cocida, sin sal 1 taza (180 gr.) 245
Tofu, sólido, con sulfato de calcio 100 gr. 203
Garbanzos, cocidos 100 gr. 134
Yema de huevo 100 gr. 130
Avellanas, pistachos 100g 120
Nueces 100 gr. 90
Brócoli, cocido, 1 taza (150 gr.) 62
Yema de huevo 1 grande 17

Ingesta necesaria

Una taza de leche + 50 gr. de queso semimaduro + 2 yogures de 100 gr. c/u aportan aproximadamente 1000/1100 mg de calcio al día, la ingesta necesaria en una dieta balanceada y equilibrada.

Deficiencia de Calcio

La ingesta inadecuada, la disminución de la absorción a nivel intestinal como la excreción (en orina) aumentada del calcio conduce a una disminución total del mismo en nuestro organismo.

La carencia de calcio está caracterizada por:

  • dolores en las articulaciones
    • hormigueos y calambres musculares
    un ritmo cardíaco anormal, palpitaciones
     convulsiones y deterioro cerebral
     depresión
     fragilidad en las uñas, uñas quebradizas.
     alteraciones de la piel
     dientes defectuosos
    • aumento del colesterol
    • hipertensión
     raquitismo
    • osteoporosis

Algunas enfermedades también determinan la falta de calcio en el organismo, como son las alergias, la insuficiencia renal, colitis y diarreas, y trastornos hormonales (mal funcionamiento de la glándula paratiroides, p.ej.).

Es en estos casos cuando puede procederse a la administración de suplementos de Calcio, bajo estricta supervisión médica, siendo su eficacia mayor cuando los suplementos son tomados en varias tomas a lo largo del día, y antes de acostarse.
Las personas que han padecido cálculos renales deberán abstenerse de tomar éstos suplementos.

  • Factores que favorecen la absorción:

Vitamina D: la forma activa de la vitamina D es determinante en la asimilación de este mineral. Si está presente en las cantidades adecuadas favorece la absorción del calcio.
Bajo consumo de calcio: la cantidad de calcio absorbido por el organismo será menor cuando lo consumimos de una sola vez en grandes cantidades. Es preferible tomarlo en dosis menores durante el día así se favorecerá la absorción. No se recomienda tomar más de 500 mg de calcio de una sola vez.
Bajo nivel sanguíneo de calcio: si el nivel de calcio en sangre baja, se activa una hormona, la paratiroidea que estimula la conversión de la vitamina D en el riñón a su forma activa favoreciendo la absorción intestinal de calcio.
Ejercicio moderado: favorece la asimilación del calcio.
Edad: la absorción del calcio es de alrededor del 60 % en niños ya que el organismo necesita el calcio para el desarrollo normal de huesos y dientes.

  • Factores que afectan la absorción de calcio

La correcta absorción del calcio es fundamental ya que existen factores que la favorecen y otros que la impiden.
La absorción de calcio se refiere a la cantidad de calcio que es absorbida desde el tracto digestivo hacia nuestra circulación sanguínea.

  • Factores que impiden la absorción:

El ejercicio vigoroso: dificulta la absorción de calcio
La edad: la absorción de calcio disminuye durante la edad adulta en un 15-20%. Por ello las recomendaciones diarias aumentan para compensar.
El Fósforo, en exceso: Las bebidas gaseosas con alto contenido en fósforo no resultan beneficiosas. Es de gran preocupación hoy en día que más allá que las gaseosas contengan alto contenido en fósforo, la leche sea reemplazada por las mismas ocasionado la carencia de calcio entre los niños y adolescentes.
Magnesio y fósforo, en exceso: la absorción de estos dos minerales también requieren de vitamina D. por ellos si se consumen en exceso, habrá menor cantidad de vitamina D disponible para que el calcio se absorba.
Zinc: consumido en exceso también obstaculiza la correcta absorción de calcio
El alcohol: reduce la absorción intestinal de calcio. Inhibe ciertas enzimas en el hígado que convierten a la vitamina D en su forma activa reduciendo así la absorción.
La Cafeína: el café tomado en alta cantidades puede aumentar la excreción de calcio y disminuir la absorción. Una taza de café causa una pérdida de calcio de 2-3 mg que es fácilmente compensada agregándole 1 cucharada de leche. El consumo moderado de cafeína (1 taza de café o 2 tazas de te por día) tiene muy pocos efectos negativos siempre y cuando la ingesta de calcio sea la adecuada.
El Hierro: Si consumimos calcio junto con hierro, ambos compiten en la absorción, así que el efecto de ambos se ve muy reducido. Conviene no mezclarlos.
Las Proteínas y el Sodio: a medida que aumentamos la cantidad de sal y proteínas a nuestra dieta, aumenta la cantidad de calcio que se excreta.
El Ácido oxálico: presente en almendras, soja, cacao, espinacas y acelgas, se une al calcio de esos alimentos, y forman un compuesto muy difícil de ser absorbido por el intestino. Estos alimentos que contienen ácido oxálico resultan perjudiciales, siempre y cuando su consumo se realice en cantidades elevadas.
Los Fitatos: al igual que el ácido oxálico se une al calcio en el intestino impidiendo su absorción. A diferencia del anterior, los fitatos se unen al calcio de otros alimentos que se consumen en la misma comida impidiendo su absorción. Se encuentran en cereales integrales.
Una Dieta rica en grasas y azúcares: aumenta la eliminación del calcio.

La Descalcificación u  Osteopororis

Cuando las mujeres entran en la menopausia, comienzan a notar síntomas de descalcificación generado por la falta de estrógenos (estimulan la formación de nuevo tejido óseo). Esta descalcificación se ve aumentada siempre que la dieta no sea la correcta. Existe una pérdida de masa ósea del 3-5 % por año durante los años que le siguen inmediatamente a la menopausia, mientras que la pérdida es menor a 1% por año despuçes de los 65 años. Una dieta con cantidades adecuadas de calcio puede ayudar a disminuir la pérdida de masa ósea en todas las mujeres.

Dosis diarias recomendadas de calcio

En la siguiente tabla se establecen la ingesta adecuada de calcio según el Departamento de Nutrición del IOM (Instituto de Medicina) y la USDA (United States Department of Agriculture: Departamento de Agricultura de Estados Unidos) tanto para niños, como adultos.

Tabla

Edad Hombres

(mg/día)

Mujeres

(mg/día)

0 a 6 meses 210
7 a 12 meses 270
1 a 3 años 500
4 a 8 años 800
9 a 13 años 1300
14 a 18 años 1300
19 a 50 años 1000
51 años o más 1200
Embarazo y lactancia

(menores de 18 años)

1300
Embarazo y Lactancia

(mayores de 18 años)

1000

Toxicidad

El exceso de calcio en la sangre, conocido como hipercalcemia resulta principalmente de la ingesta excesiva de suplemento de calcio, de vitamina D y de algunas enfermedades como el hiperparatiroidismo, tumores, la insuficiencia renal crónica, etc.

Se caracteriza por:

  • Sed a toda hora
    • Necesidad exagerada de orinar
    • Cálculos renales
    • Náuseas y vómitos
    • Estreñimiento con o sin dolor abdominal
    • Ritmo cardiaco alterado
    • Aparición de tejidos con calcificación
    • Ansiedad
    • Incluso el coma, cuando la hipercalcemia es exagerada.

Con el fin de evitar o disminuir los efectos adversos es que se han establecido los valores de ingesta máxima tolerable de calcio según el Departamento de Nutrición del IOM (Institute of Medicine: Instituto de Medicina) tanto para niños y adultos.

Bebes: no se ha podido establecer aun la ingesta máxima tolerable en este grupo

Tabla

Edad Hombres

(mg/día)

Mujeres

(mg/día)

1 a 13 años 2500
14 a 18 2500
19 años y más 2500
Embarazo y Lactancia 2500

 

FÓSFORO

El Fósforo

El FÓSFORO en forma de fosfatos está ampliamente difundido en la naturaleza. Tanto en el reino mineral como en el vegetal y el animal. El fósforo representa entre el 0’8% y el 1’1% del peso total del cuerpo (unos 600-900 gr.; un 80% del cual está en el esqueleto -incluyendo los dientes-, en combinación con el calcio. El restante 20% se encuentra en el suero y está distribuido por todas las células.
El nivel en suero es de 3-4’5 mg por 100 ml en adultos. En los niños es de 4-7 mg por 100 ml. En el organismo, el fósforo existe en forma de sales orgánicas e inorgánicas.

El contenido de fósforo de los tejidos blandos tiene prioridad metabólica sobre el de los huesos. El fósforo inorgánico es más ionizable y difusible a través de las membranas que el orgánico. La bilis y jugo pancreático, lo mismo que el jugo intestinal, contienen iones de fosfato en proporción considerable y contribuyen a mantener el equilibrio entre la ingestión de fósforo y su excreción fecal.

Misiones y cómo funciona.

La absorción del fósforo está íntimamente ligada a la del calcio. Lo ideal es que haya cantidades iguales de ellos en sangre, pues un exceso cualquiera de ellos aumenta la excreción en heces. Parece, sin embargo, que el fósforo es absorbido más eficientemente que el calcio. Se absorbe un 70% del fósforo presente en la dieta.

La vitamina D interviene en el mecanismo de absorción de ambos componentes. Facilita la absorción de fósforo por el intestino delgado. Los fosfatos de sodio o de calcio bi o tricalcio son poco o nada asimilables, circunstancia que puede agravase al tomar una dieta rica en calcio o en cloruro de magnesio. La excreción del fósforo se produce por vía renal y tracto gastrointestinal.

La hormona paratiroidea o parathormona, moviliza fósforo del hueso y aumenta la excreción de fósforo por los túbulos renales. La vitamina D actúa en sentido contrario. Sin embargo, a dosis elevadas aumenta la pérdida de fósforo. La hormona paratiroidea bloquea la reabsorción del fósforo cuando éste aumenta en relación con el nivel de calcio en sangre. La acidosis aumenta la excreción del fosfato diácido por los túbulos renales, mientras que la alcalosis induce la excreción tubular de fosfato monoácido.

Es indispensable para la formación del hueso y su mantenimiento y mineralización. En el hueso, el fosfato cálcico no se encuentra inmóvil, sino que es un constante proceso de entrada-fijación-salida. Las dosis elevadas de vitamina D, el hipertiroidismo, la ACTH, los glucocorticoides suprarrenales y los preparados sintéticos de cortisona desencadenan la liberación de fósforo de los huesos y ocasionan osteoporosis.

La vitamina D acelera la transferencia del fosfato orgánico de los tejidos blandos a fosfato inorgánico del tejido óseo. Juega un papel importante en el metabolismo de los hidratos de carbono.

Contribuye a la absorción de la glucosa en el intestino mediante el proceso de fosforilación, en el cual el fósforo se combina con la glucosa y el glicerol de grasa. Estimula la reabsorción tubular renal de la glucosa mediante el mismo proceso. Forma parte del músculo e interviene en su metabolismo.

Participa en el transporte de los ácidos grasos, llevándolos en moléculas de fosfolípidos por la corriente sanguínea. Forma parte de las nucleoproteínas celulares con el ADN y los fosfátidos que intervienen en la formación de numerosas enzimas en el proceso de oxidación de la glucosa y producción de energía (A.T.P.). Contribuye al control del equilibrio ácido-base en la sangre mediante su forma de ácido fosfórico y fosfato. El ácido ortofosfórico es acidificante.

El nivel en suero en más alto en las etapas de crecimiento, probablemente como resultado de los elevados niveles de la HGH y del aumento de las necesidades de fósforo para la construcción ósea y el metabolismo. El fósforo interviene en otras funciones. Forma parte del tejido nervioso. Es indispensable para su buen funcionamiento, y el mantenimiento de la energía nerviosa, intelectual y sexual.

Recomendaciones diarias.

Se recomienda una ración de fósforo igual a la de calcio en la dieta, excepto en los lactantes: para los cuales la proporción de fósforo debe ser más baja. Otros autores opinan que la relación 1 a 1 en cuanto a calcio y fósforo debe mantenerse en el embarazo, el crecimiento y la lactancia, mientras que en el adulto la cantidad de fósforo ingerido debería ser mayor que la de calcio en una relación de 1-1’5.

Dónde se obtiene.

En las almendras, trigo (especialmente en el germinado), ajo, avena,  cebada, guisantes nuevos, maíz, lentejas, coles, espinacas, cebolla, lechuga, zanahoria, manzana, arroz, apio, patata, coliflor, puerro, ciruela, fresa, tomate, escarola, pepino, castañas, setas, alcachofas, nueces, avellanas, leche y lácteos, carne magra.

Carencias y Excesos.

La falta de fosfato o hipofosfatemia se manifiesta fundamentalmente por síntomas como: debilidad muscular, alteraciones óseas, osteomalacia y raquitismo.

Se produce en:

  • Afecciones intestinales con dificultad de absorción de fósforo, como esprúe y enfermedad celíaca.
  • Trastornos del balance calcio-fósforo en osteomalacia y raquitismo.
  • Hiperparatiroidismo primario.
  • Ingestión insuficiente con la dieta.
  • Por aumento de la excreción renal de fósforo.
  • Hiperparatiroidismo.
  • Aumentos del consumo de glúcidos, como por ejemplo en el reestablecimiento de la acidosis diabética.

El exceso de fósforo es responsable de síntomas fundamentalmente musculares, como la tetania.

Y también en:

  • La Insuficiencia renal y en la Glomerulonefritis aguda y crónica.
  • El Hipoparatiroidismo.
  • Por la administración endovenosa de fósforo en forma demasiado rápida.
  • El crecimiento excesivo de los huesos, como sucede en los niños pequeños y en los acromegálicos.

SODIO

El sodio

Mineral que es el catión principal del líquido extracelular que está relacionado con el equilibrio osmótico y el volumen del líquido extracelular. La homeostasia del sodio se regula principalmente a través del riñón.

Requerimientos Diarios.

La mayor parte del sodio dietético es agregada a los alimentos como cloruro de sodio o «sal de mesa». Otras fuentes dietéticas son carne y productos lácteos.

Las necesidades mínimas en los adultos sanos se cubre con una ingesta de 90 a 100 mg. diarios, a no ser que aumente la sudoración o los vómitos. En la dieta occidental, contiene más de 2 a 7 g diarios, es decir muy superior a la requerida.

En los climas cálidos, donde se pierde mas sodio por el sudor o en ciertas dietas en las que no se toma nada de sal, pueden aparecer calambres musculares.
Cuando se requieren reposiciones de agua superiores a los tres litros (después de un partido de tenis intenso por ej.) se requiere aportar también cloruro de sodio.

Su Metabolismo.

La absorción de sodio es muy eficaz y tiene lugar en el yeyuno (intestino) junto con azúcares y aminoácidos. También el íleon y el colon absorben sodio por transporte activo. La resorción tubular renal conserva sodio.

La cantidad de sodio en el adulto es de 48 a 60 meq/kg. o 90 g. en todo el cuerpo, del cual el 25% está en el esqueleto.

POTASIO

El potasio

Es el mineral que aparece en mayor cantidad en el cuerpo humano después del calcio, y del fósforo y que siempre aparece asociado con el sodio.

  • Mantiene la presión normal en el interior y el exterior de las células,
  • regula el balance de agua en el organismo,
  • disminuye los efectos negativos del exceso de sodio y
  • participa en el mecanismo de contracción y relajación de los músculos (sobre todo en los pacientes cardíacos).

Carencias.

Es la hiponatremia o concentración de socio en plasma menor de 135 meq/l) causada por:

  • Enfermedades crónicas con desgaste
  • Traumatismos múltiples
  • Exceso de ingresos de agua con perdida externa de sodio sin reemplazo
  • Restricciones dietéticas
  • Diuréticos
  • La Diabetes sacarina
  • La Enfermedad de Addison (insuficiencia suprarrenal)
  • La Insuficiencia renal aguda e insuficiencia renal crónica
  • La oligohemia
  • El descenso de la presión sanguínea
  • La hipocloremia
  • La alcalosis

La restricción de sal conlleva:

  • Náuseas, anorexia y molestias abdominales
  • Pérdida del sentido del gusto
  • Calambres musculares generalizados
  • Falta de aire y fatiga, seguidos de agotamiento general
  • Apatía y pesadillas
  • Aturdimiento y cefalea
  • Letargo, inquietud, confusión, psicosis, delirio
  • Afasia, hiporeflexia, rigidez generalizada, ataxia, tambaleo y signo de Babinsky unilateral.

El aumento o Hipernatremia

Cuando el sodio en el plasma está por encima de los 150 meq/l), lo que puede ocurrir por:

  • Deshidratación
  • Volumen grande de orina diluída
  • Quemaduras
  • Alimentación por sonda
  • En pacientes febriles semicomatosos
  • Pacientes neurológicos
  • Depresión
  • Letargo y coma
  • Convulsiones y debilidad muscular
  • Daño encefálico (en niños sobre todo)
  • Hipertensión
  • Es un factor de elevación de la tensión arterial en personas mayores
  • Restringiendo la toma de sodio puede llegarse a disminuir en 8 mm de Hg la tensión arterial.
  • Los diuréticos que eliminan sodio en el riñón, a nivel de las asas distales, son parte esencial de la terapia en hipertensos.
  • Debe limitarse la ingesta de sal a menos de 3g/día.

Dónde se encuentra

El 97% del potasio se encuentra intracelularmente y el 3% restante en forma extracelular.
El potasio se encuentra presente en: granos, carnes, vegetales, frutas y legumbres.

Exceso y carencias

Aproximadamente el 90% del potasio ingerido es absorbido en el intestino delgado y la forma en que el cuerpo lo elimina es a través de la orina.
El consumo excesivo de café, té, alcohol y/o azúcar aumenta la pérdida de este a través de la orina.

El resultado de efectuar dietas estrictas en calorías, de los vómitos, diarreas, transpiración aumentada, pérdidas excesivas por uso de diuréticos y quemaduras originan la deficiencia del mineral en el organismo.

Los síntomas que indican su ausencia son inmediatos, y se muestran como: debilidad muscular, nauseas, vómitos, irritabilidad y hasta irregularidad cardíaca.
Contrariamente, el fallo renal y la no ingestión de líquidos, genera excesos de presencia de este mineral en la sangre.

Requerimientos diarios

Se acerca a los 3,5 g/día

MAGNESIO

El magnesio

Lo encontramos combinado con el calcio y con el fósforo en las sales complejas de los huesos (70 %).
El resto está distribuido en plasma (1,4-2,5 mg/ml), en los glóbulos rojos. Alrededor del 80% está ionizado y es difusible. El resto va ligado a proteínas séricas.

  • Los músculos contienen más magnesio que calcio, al revés que la sangre.
  • En las células, su concentración es de 15 mEq/l (miliequivalentes por litro).
  • El nivel de Mg en el líquido cefalorraquídeo es más alto que en el suero.
  • Solo un 45% del magnesio ingerido es absorbido, el 55% restante es excretado en las heces. Se absorbe en el intestino delgado y, en cierta proporción, en el estómago.
  • Los factores que inhiben la absorción del calcio también perturban la del magnesio: fosfato, calcio, álcalis, exceso de grasa.
  • La hormona paratiroidea incrementa la absorción de magnesio por el intestino.
  • No se acumula en el organismo.
  • La excreción se efectúa por riñones, hígado -vesícula biliar-, páncreas y tracto gastrointestinal.
  • La excreción por la orina es relativamente baja ya que el riñón conserva eficientemente el magnesio. La aldosterona aumenta la permeabilidad renal para el magnesio, al igual que lo hace con el potasio, para conservar el sodio.
  • En condiciones normales, entre 60 y 120 mg. de magnesio se excretan por día con la orina.
  • Hay 25 gr. de MAGNESIO en el adulto. La tasa aumenta con la altitud.

Factores que regulan la excreción normal de Magnesio:

  • las glándulas suprarrenales
  • los paratiroides
  • la hipófisis
  • el equilibrio ácido base

Con la edad, el contenido en magnesio del organismo tiende a disminuir, especialmente en los testículos y en el cerebro.

Misiones y cómo funciona.

  • Interviene en el metabolismo de los carbohidratos. Activa enzimas del proceso glicolítico, para oxidar la glucosa (fosforilación oxidativa). Activa otras muchas enzimas como fosfatasa alcalina, hexoquinasa, fructoquinasa, creatinina, fosforilasas, difosfopiridina y fosfoglucomutasa.
  • Interviene en el metabolismo de las proteínas como coenzima de la síntesis que tiene lugar en los ribosomas celulares.
  • También toma parte en la transferencia de grupos de metilo (transmetilación) y en la activación de formiato. Es cofactor en las reacciones de des carboxilación.
  • Disminuye la excitabilidad del sistema nervioso central. Participa con el fósforo en la reconstrucción de la sustancia nerviosa y en su metabolismo. Las acciones específicas del magnesio consisten en inhibir la liberación de acetilcolina y contrarrestar el efecto oxidante de los iones de potasio a nivel de la placa motriz.
  • Es el segundo catión del medio intracelular, tiene una participación fundamental en la actividad electrolítica de las células, en el equilibrio ácido-base y en los fenómenos de oxidorreducción. Juega un papel fundamental en la respiración celular y en los intercambios celulares.
  • Es un catalizador intracelular de fosfatasas y fosforilasas e interviene en la catálisis del ATP.
  • Tiene acción estimuladora sobre el peristaltismo intestinal.
  • Desodoriza las heces.
  • Regula la osificación y el equilibrio fosfocálcico. Es esencial para que el calcio se fije donde debe y no se deposite en forma de cálculos. Regula el nivel de calcio por acción indirecta sobre la paratiroides. Disminuye la solubilidad del fosfato cálcico y aumenta la solubilidad del carbonato cálcico.
  • Es un antiséptico interno y externo.
  • Posee acción antiinflamatoria y antiinfecciosa. Estimula la fagocitosis y es indispensable para la acción de los anticuerpos.
  • Su acción antiinflamatoria ha sido extensamente investigada por Delbet en experimentación animal. Se puede decir que aumenta en general las reacciones defensivas del organismo contra las agresiones infecciosas.
  • Mejora la resistencia ante el stress, frío, traumatismos, intervenciones quirúrgicas. Mejora el funcionamiento psíquico y la resistencia a la fatiga. La hiperemotividad, la ansiedad y el insomnio producen una descarga del magnesio intracelular.
  • Reequilibra el psiquismo y el sistema vegetativo.
  • Tiene acción vagolítica.
  • Disminuye la alcalinidad de la sangre y acidifica la orina.
  • Aumenta la resistencia a la avitaminosis C.
  • Para que el magnesio penetre en las células es indispensable que exista piridoxina o vitamina B6.
  • Posee importancia fisiopatológica en la acidosis diabética.
     

Es esencial para la excitabilidad muscular, al igual que el calcio.

  • Estimula la contractilidad de la fibra muscular lisa.
  • Tiene una acción sobre el sistema circulatorio reequilibrante y protectora contra los infartos. Estimula la contractilidad cardiaca. In vitro, retarda la coagulación de la sangre.
  • Es un factor de crecimiento y un regenerador tisular que influye sobre el anabolismo.
  • Aumenta la secreción biliar, tiene acción colagoga y colerética.
  • Es un drenador hepático.
  • Está presente en los jugos pancreáticos e intestinales.
  • Participa en procesos de anafilaxia.
  • Aumenta la resistencia de las uñas.

A nivel psíquico, el Magnesio produce:

  • una cierta euforia, optimismo y calma, con sensación de tener más energía.
  • aumenta la actividad genésica y la libido.

Juega un papel decisivo en las reacciones que producen proteínas específicas, a partir del código genético. Y contribuye a la estabilización de la doble hélice de ADN, neutralizando las cargas de los grupos fosfato de los nucleótidos que tienen tendencia a separarse.

La selectividad de la replicación de ADN está ligada a la presencia de Mg2+, que permite incorporar en la secuencia de ADN únicamente desoxirribonucleótidos.

También interviene en la elaboración del ARN y en la actividad de ARN polimerasa. La traducción de la secuencia de bases obtenida en secuencia de aminoácidos se encuentra bajo la dependencia de las concentraciones de magnesio y de calcio.

Requerimientos diarios.

Se recomiendan 350 mg/día para el hombre, 300 mg/día para la mujer, y 150 mg/día para los niños pequeños.
Durante el embarazo o la lactancia la necesidad diaria se estima en 400 miligramos.
Una dieta normal contiene de 200 a 400 mg/día, de los cuales la mayor parte no son absorbidos y aparecen en las heces.

Dónde se encuentra.

En los dátiles, remolacha, espinacas, trigo, avena, patata, zanahoria, almendras, nueces, avellanas, maíz, cebada, castañas, judía verde, arroz, cerezas, naranja, pera, melocotón, albaricoque, polen.

Su carencia.  

Se conocen los efectos nefastos de una dieta pobre en magnesio. El papel de la forma de cultivo y en especial la influencia de los abonos químicos en el déficit de magnesio en suelos-plantas-animales-hombre es decisivo.

El déficit de magnesio se manifiesta por diversas alteraciones:

  • Alteración de los niveles de potasio y calcio
  • Espasmofilia, fasciculaciones musculares y movimientos coreiformes
  • Bloqueo de la paratiroides (que se agrava si se absorbe vitamina D y calcioterapia)
  • Tetania  y temblores
  • Convulsiones, irritabilidad neuromuscular
  • Trastornos simpáticos, accidentes cardiovasculares
  • Trombosis
  • Favorece la aparición del cáncer
  • Astenia y Depresión
  • Alteraciones en el E.C.G. (similar al déficit de potasio)
  • Agitación, confusión, irritabilidad, inquietud
  • Hiperreflexia: respuestas excesivamente bruscas
  • Desorientación y vértigos
  • Labilidad emocional
  • Arritmia y paro cardíaco
  • Vasodilatación
  • Artritis
  • Alopecia
  • Necrosis glomerular y tubular
  • Lesiones hepatocelulares con degeneración periportal
  • Hipersensibilidad neuromuscular.

El déficit de magnesio ocurre generalmente cuando existen déficits de calcio y de potasio (cuando la concentración sérica de magnesio desciende a menos de 1 mEq/litro).

La hipomagnesemia se encuentra en casos de:

  • Aporte insuficiente de magnesio, especialmente por productos cultivados químicamente, alimentación parenteral prolongada, diarrea crónica, poliuria, enfermedad de Adisson, diuresis excesiva por diuréticos, alcoholismo (disminuye la absorción y aumenta la excreción en heces), vómitos excesivos, mala absorción intestinal, enfermedades ulcerosas, pancreatitis aguda, insuficiencia renal crónica, postoperatorios de paratiroidectomía, cirrosis alcohólica, cáncer, diabetes mellitus, nefritis crónica, insuficiencia cardiaca, acidosis, eclampsia, hiperaldosteronismo, hiperparatiroidismo, hipotiroidismo, estados postoperatorios en general.

El déficit de magnesio suele ir ligado a un déficit de potasio y de calcio.

En el hipotiroidismo, la fracción de magnesio ligada a las proteínas del suero puede estar reducida, mientras que su concentración total se mantiene dentro de límites normales. El hipertiroidismo, en cambio, suele asociarse con la elevación de la fracción de magnesio sérico ligada a las proteínas y una concentración normal del magnesio total.

La hipercalcemia agrava el déficit de magnesio.

La analítica de sangre no es significativa, pues no nos proporciona datos sobre el magnesio intracelular. Por ejemplo, en la espasmofilia que mejora con el aporte de magnesio no hay déficit de magnesio.

Los excesos: ocurren en

  • La enfermedad de Addison.
  • Nefritis crónica.
  • Insuficiencia renal aguda y la ablandación de las glándulas suprarrenales.

Entre los signos y síntomas de hipermagnesemia destacan:

  • Somnolencia.
  • Depresión del sistema nervioso central.

A nivel cardíaco:

  • Arritmias cardiacas.
  • Aumento de la velocidad de conducción auriculoventricular e intraventricular.
  • Detención cardiaca diastólica y parálisis muscular.
  • Manifestaciones en el E.C.G. que se caracterizan por un aumento de los intervalos P.R. y QRS, elevación de la onda T, bloqueo auriculoventricular de distinto grado y contracciones ventriculares prematuras.

Otros datos

  1. El magnesio está contraindicado es casos de insuficiencia renal a dosis ponderal.
  2. La dosis ponderal puede variar de 2 gr./día a 10 gr./día, en el primer caso para el tratamiento de mantenimiento, en el segundo para el tratamiento de la polio.
  3. El magnesio puede dar intolerancias digestivas de tipo diarrea, aunque se utiliza también en el tratamiento de las diarreas. Este efecto puede ser pasajero o bien puede persistir en algunos casos. En estos, se puede emplear por vía intravenosa o intramuscular en solución isotónica 2-4 mg/Kg. de peso al día, teniendo cuidado de vigilar la tensión arterial.

CLORURO

El cloruro

El cloruro es una sal que se compone de dos elementos, uno de los cuales es el cloro. El cloruro representa alrededor del 0.15% del peso corporal y se encuentra en el líquido por fuera de las células.

Cómo funciona

El cloruro es necesario para mantener el equilibrio apropiado de los líquidos corporales y es una parte esencial de los jugos digestivos (gástricos).

Dónde se encuentra

En la sal de cocina o en la sal de mar como cloruro de sodio, al igual que en muchas verduras. Los alimentos con mayores contenidos de cloruro son, entre otros,

  • las algas marinas
  • el centeno,
  • los tomates,
  • la lechuga,
  • el apio
  • las aceitunas.

El cloruro de potasio se encuentra en la mayoría de alimentos y es generalmente el ingrediente principal en los sustitutos de la sal.

Falta de cloruros

Una deficiencia marcada de cloruro puede ocurrir con:
• la pérdida de líquidos, lo cual puede deberse a sudoración excesiva, vómitos o diarrea.
• los medicamentos como los diuréticos también pueden causar una deficiencia de este elemento.

Esta pérdida de cloruro puede llevar a que se presente deshidratación, pérdida de potasio en la orina y una afección llamada alcalosis.

Requerimientos diarios

Se recomiendan los siguientes consumos en la dieta para el cloruro:

Bebés:

  • 0-6 meses: 0.18 gramos por día (g/día)
  • 7-12 meses: 0.57 g/día

Niños:

  • 1-3 años: 1.5 g/día
  • 4-8 años: 1.9 g/día
  • 9-13 años: 2.3 g/día

Adolescentes y adultos:

  • Hombres y mujeres de 14 a 50 años: 2.3 g/día
  • Hombres y mujeres de 51 a 70 años: 2.0 g/día
  • Hombres y mujeres de 71 años en adelante: 1.8 g/día

 

Las recomendaciones específicas dependen de la edad, el sexo y otros factores (como el embarazo).

  • Las mujeres embarazadas o que estén produciendo leche materna (lactantes) necesitan cantidades mayores y los adultos mayores necesitan cantidades menores. El cloruro se encuentra fácilmen
  • te disponible en el suministro de alimentos. De hecho, se consume más cloruro del necesario, en la forma de sal de cocina y la sal en alimentos preparados.

HIERRO

El hierro

El hierro es uno de los metales más abundantes en la Tierra. Representa alrededor del 5 % de la corteza terrestre y es el segundo metal en abundancia luego del aluminio y el 4to en abundancia por detrás del oxígeno, silicona y aluminio. Es el componente principal del núcleo terrestre (80%). Es un metal esencial para la mayoría de las diferentes formas vivientes y para la fisiología humana normal. La cantidad promedio de hierro en nuestro organismo es de alrededor de 4,5 gr. lo que representa el 0.005%.

El hierro es un componente fundamental en muchas proteínas y enzimas que nos mantienen en un buen estado de salud. Alrededor de dos tercios de hierro de nuestro organismo se encuentra en la hemoglobina, proteína de la sangre que lleva el oxígeno a los tejidos y le da la coloración característica. El resto se encuentra en pequeñas cantidades en la mioglobina, proteína que suministra oxígeno al músculo, y en enzimas que participan de reacciones bioquímicas (oxidación intracelular).

El hierro se absorbe en forma diferente según sea hierro hémico o hierro no hémico. En promedio solo se absorbe el 10% a 15% del hierro ingerido a través de la dieta.

Clasificación

El hierro hémico es fácil de absorber mientras que el hierro no hémico es convertido por medio del ácido clorhídrico presente en el estómago a hierro ferroso y así es capaz de ser absorbido en el intestino delgado, precisamente en el duodeno y parte alta del yeyuno.

El transporte se realiza en la sangre, mayormente a través de una proteína proveniente del hígado, llamada transferrina y es distribuido en los tejidos. Es almacenado en forma de ferritina o hemosiderina en el bazo, el hígado y la medula ósea. En ausencia de sangrado (incluyendo la menstruación) o embarazo su pérdida es mínima. Se excreta principalmente en las heces.

Funciones:

  • Transporte y depósito de oxígeno en los tejidos:

El grupo hemo o hem que forma parte de la hemoglobina y mioglobina está compuesto por un átomo de hierro. Estas son proteínas que transportan y almacenan oxígeno en nuestro organismo. La hemoglobina, proteína de las sangre, transporta el oxígeno desde los pulmones hacia el resto del organismo. La mioglobina juega un papel fundamental en el transporte y el almacenamiento de oxígeno en las células musculares, regulando el oxígeno de acuerdo a la demanda de los músculos cuando entran en acción.

  • Metabolismo de energía:

Interviene en el transporte de energía en todas las células a través de unas enzimas llamadas citocromos que tienen al grupo hemo o hem (hierro) en su composición.

  • Antioxidante:

Las catalasas y las peroxidas son enzimas que contienen hierro que protegen a las células contra la acumulación de peroxido de hidrógeno (químico que daña a las células) convirtiéndolo en oxígeno y agua.

  • Síntesis de ADN:

El hierro interviene en la síntesis de ADN ya que forma parte de una enzima (ribonucleótido reductasa) que es necesaria para la síntesis de ADN y para la división celular.

  • Sistema nervioso:

El hierro tiene un papel importante en sistema nervioso central ya que participa en la regulación los mecanismos bioquímicos del cerebro, en la producción de neurotransmisores y otras funciones encefálicas relacionadas al aprendizaje y la memoria como así también en ciertas funciones motoras y reguladoras de la temperatura.

  • Detoxificación y metabolismo de medicamentos y contaminantes ambientales:

El Citocromo p450 es una familia de enzimas que contienen hierro en su composición y que participa en la degradación de sustancias propias del organismo (esteroides, sales biliares) como así también en la detoxificacion de sustancias exógenas, es decir la liberación sustancias que no son producidas por nuestro organismo.

  • Sistema inmune:

La enzima mieloperoxidasa está presente en los neutrófilos que forman parte de las células de la sangre encargadas de defender al organismo contra las infecciones o materiales extraños. Esta enzima, que presenta en su composición un grupo hemo (hierro), produce sustancias (ácido hipocloroso) que son usadas por los neutrófilos para destruir las bacterias y otros microorganismos.

Fuentes naturales de Hierro

Las siguientes tablas mencionan los miligramos (mg) de hierro hémico y no hémico presentes en una porción de alimento.

Alimentos con hierro no hémico

Alimento Porción Hierro

en mg (miligramos)

Cereales, 100% fortificados con hierro ¾ taza

(30 gr)

18
Avena, instantánea, fortificada, preparada con agua 1 taza 10
Semilla de soja, hervidas 1 taza

(170 gr)

8.8
Lentejas, hervidas 1 taza

(200 gr)

6.6
Espinaca, fresca, hervida, escurrida 1 taza

(180gr)

6.4
frijoles/judías , hervidas 1 taza 5.2
Espinaca, enlatada, escurrida 1 taza

(215 gr)

4.9
Cereales, fortificado con 25% de hierro ¾ taza

(30 gr)

4.5
Habas, hervidas 1 taza 4.5
Tofu, crudo, firme ½ taza 3.4
Sémola, blanca, enriquecida, preparada con agua 1 taza 1.5
Pasas de uva, sin semilla ½ taza 1.5
Almendras, pistachos 30 gr 1.2
Pan de harina integral/harina blanca 1 rodaja 0.9
Yema de huevo 1 0.45

Alimentos ricos en Hierro Hémico

Alimento Porción Hierro

en mg (miligramos)

Hígado de pollo, cocido 100 gr 12
Almejas y otros moluscos, enlatados 85 gr 23
Carne de pavo, cocida 145 gr 11
Carne de vaca, picada 80 % magra 100 gr 2.5
Hígado de vaca, cocido 100 gr 6.2
Pollo, pechuga asada 100 gr 1.1
Carne de cerdo, asada 100 gr 0.9
Atún, enlatado 100 gr 0.9

Deficiencia de Hierro

Es el primer desorden nutricional en el mundo. Aproximadamente el 80 % de la población tendría deficiencia de hierro mientras que el 30 % padecería de anemia por deficiencia de hierro.

El desarrollo de la deficiencia de hierro es gradual y el comienzo se da con un balance negativo de hierro es decir cuando la ingesta de hierro de la dieta no satisface las necesidades diarias. Se produce una disminución en el depósito de hierro del organismo pero los niveles de hemoglobina permanecen normales.

Por otro lado la anemia por deficiencia de de hierro (anemia ferropénica) es un estadío avanzado en la disminución del hierro. Aquí los niveles de hemoglobina se encuentran por debajo de lo normal.

Absorción y factores que afectan la misma

Un adulto sano absorbe aproximadamente entre 10% y 15% del hierro de la dieta. Pero dicha absorción estará influenciada por diferentes factores que pueden favorecerla o disminuirla.

Así mismo depende del tipo de hierro que se consuma. La absorción de hierro hémico es del 15% al 35% y no es significativamente afectada por la dieta. Contrariamente la absorción del hierro no hémico es del 2% al 20% y tiene gran influencia de otros componentes de la dieta.

Favorecen la absorción:

  • Vitamina C (ácido ascórbico): mejora la absorción del hierro no hémico ya que convierte el hierro férrico de la dieta en hierro ferroso, el cual es más soluble y puede atravesar la mucosa intestinal.
  • Otros ácidos orgánicos: ácido cítrico, ácido láctico y ácido málico también benefician la absorción de hierro no hémico.
  • Proteínas de la carne: además de proveer hierro hémico (altamente absorbible) favorecen la absorción de hierro no hémico promoviendo la solubilidad del hierro ferroso.
  • Vitamina A: mantiene al hierro soluble y disponible para que pueda ser absorbido ya que compite con otras sustancias, polifenoles y fitatos, que unen hierro y lo hacen poco absorbible. La combinación de vitamina A con hierro se usa para mejorar la anemia ferropénica (por deficiencia de hierro).

Reducen la absorción:

  • Ácido fítico (fitatos): se encuentra en arroz, legumbres y granos enteros. Si bien las legumbres y los cereales tienen alto contenido de hierro no hémico, no se los considera una buena fuente de hierro ya que también son ricos en fitatos, los que inhiben la absorción del hierro no hémico. Pequeñas cantidades de ácido fítico (5 a 10 mg) pueden disminuir la absorción del hierro no hémico en un 50 %.
  • La industria alimenticia ha disminuído el contenido de fitatos utilizando enzimas, como las fitasas, capaces de degradar el ácido fitico y así aumentar el uso del mismo.
  • Taninos: se encuentran en algunas frutas, vegetales, café, té (negro, verde) vinos, chocolate, frutos secos y especias (orégano). Pueden inhibir la absorción ya que se combinan con el hierro formando un compuesto insoluble.
  • Proteínas vegetales: las proteínas de la soja (tofu) tiene un efecto inhibitorio en la absorción del hierro no hémico que no depende del contenido de fitatos.
  • Calcio: cuando el calcio se consume junto al hierro en una comida, el calcio disminuye la absorción de hierro hémico como el no hémico. El calcio tiene un efecto inhibitorio que depende de sus dosis.

Anemia por deficiencia de hierro (Ferropénica)

Se caracteriza por ser microcítica e hipocrómica es decir que los glóbulos rojos tiene un tamaño más pequeño que el normal y el contenido de hemoglobina es menor dando glóbulos rojos pálidos.

Existe carencia de hierro por aumento de la demanda de hierro, por malnutrición o dieta deficitaria o por malabsorción lo que trae como consecuencia disminución de la hemoglobina y de la cantidad de glóbulos rojos o hematíes (a veces el numero es normal). Sin el hierro, la hemoglobina no puede suministrar el oxígeno necesario a los tejidos de nuestro organismo.

Sus síntomas:

  • palidez, cansancio o debilidad,
  • irritabilidad, taquicardia,
  • dificultades en el aprendizaje,
  • susceptibilidad a infecciones,
  • dificultades respiratorias,
  • glositis (inflamación de la lengua),
  • dificultad para mantener la temperatura corporal,
  • uñas quebradizas,
  • dolor de cabeza.

¿Quiénes necesitan dosis extras de hierro para prevenir su deficiencia?

A continuación se nombran a aquellas personas, que tienen mayor necesidad de hierro, porque tienden a perder más hierro y aquellos que no lo absorben normalmente.

  • Mujeres embarazadas: requieren alrededor del doble de hierro debido a que el volumen sanguíneo aumenta durante el embarazo, a las necesidades en aumento del bebe y por la perdida de sangre que ocurre durante el parto. Utilizan el hierro para el normal desarrollo del feto y la placenta.
  • Bebes prematuros o con bajo peso al nacer: tienen niveles bajos de hierro en comparación con un bebe en buen estado de salud ya que el bebe no logra una acumulación significativa de hierro que se da pasadas las 32 semanas de gestación.
  • Niños entre 6 meses y 4 años: debido al rápido crecimiento que se produce durante esta etapa.
  • Adolescentes: también es una etapa de crecimiento tanto para varones como mujeres por lo cual el requerimiento de hierro es alto durante esta etapa. Además las mujeres presentan perdidas menstruales
  • Mujeres en edad reproductiva: la pérdida de hierro se da por la menstruación.
  • Individuos con alteraciones gastrointestinales: no pueden absorben el hierro normalmente. Se da, entre otros, en casos de enfermedad celiaca y Síndrome de Crohn.
  • Individuos con fallo renal: el riñón no puede formar suficiente eritropoyetina (hormona que estimula a la medula ósea para formar glóbulos rojos). Aquellos que están bajo diálisis pueden desarrollar anemia ya que el hierro como la eritropoyetina pueden perderse durante la diálisis
  • Individuos con pérdida crónica de sangre: por hemorragia gastrointestinal (ulcera peptica, hernia hiatal, varices esofágicas, cáncer, parasitosis, colitis ulcerosas), por donación de sangre, hemorragias genitourinarias.
  • Vegetarianos: aquellos vegetarianos que no comen ningún tipo de producto animal necesitan alrededor del doble de hierro por día comparado a los no vegetarianos. Esto se da debido a que la absorción de hierro no hémico provenientes de legumbres, vegetales, etc. es mucho menor. Se recomienda consumir alimentos con hierro no hémico junto a vitamina C (cítricos) para así aumentar la absorción del mismo.

Dosis diarias recomendadas de hierro

Edad Hombres

(mg/día)

Mujeres

(mg/día)

0-6 meses 0.27 (IA)* 0.27
7-12 meses 11 11
1-3 años 7 7
4-8 años 10 10
9-13 años 8 8
14-18 años 11 15
19-50 años 8 18
>50 años 8 8
Embarazo 27
Lactancia 9-10

Los niños recién nacidos y en buen estado de salud cuentan con una reserva de hierro que dura entre 4 a 6 meses. Hasta el momento no existe evidencia disponible para establecer la dosis diaria recomendada desde nacimiento hasta los 6 meses de edad. La ingesta de hierro recomendada para bebes de hasta 6 meses se basa en la Ingesta Adecuada (IA) que refleja la ingesta promedio de hierro de bebes saludables que se alimentan con leche materna.

El hierro de la leche materna es bien absorbido por los infantes. Se estima que los infantes utilizan mas del 50% del hierro presente en la leche materna comparado con menos del 12% del hierro presenta en la formula. Se recomienda la lactancia materna durante al menos los primeros 6 meses de vida y luego la incorporación gradual de comidas sólidas con contenido de hiero desde los 7 a 12 meses de edad. En caso contrario las fórmulas deben estar fortificadas con hierro (4 a 12 miligramos de hierro por litro).

Exceso de Hierro

  • Se puede producir una sobredosis de hierro (toxicidad aguda) en los niños menores de 6 años ante una ingesta accidental de suplementos de hierro dando vómitos , diarrea, dolor abdominal llegando a dificultades respiratorias, coma y muerte.
    Altas dosis de suplementos de hierro en adultos pueden traer complicaciones gastrointestinales como constipación, nausea, vómitos, diarrea, especialmente si son tomados con el estomago vacío.
  • Además el hierro tiende a acumularse en los tejidos y órganos cuando sus depósitos están saturados.
  • Los individuos con hemocromatosis pueden desarrollar una sobrecarga de hierro. La hematocromatosis es una enfermedad hereditaria que altera el metabolismo del hierro haciendo que se acumule en grandes cantidades en el organismo a lo largo de toda su vida ocasionando daño a distintos órganos.
  • Los individuos con anemias severas (que no son causadas por deficiencia de hierro) que necesitan trasfusiones de sangre también pueden desarrollar una sobrecarga de hierro.

Ante la deficiencia de hierro, la terapia con suplementos de hierro puede ocasionar : irritación gastrointestinal, nausea, vómitos, diarrea, extreñimiento, heces oscuras.

Requerimientos diarios

Edad Hombres

(mg/día)

Mujeres

(mg/día)

0-12 meses 40 40
1-13 años 40 40
14-18 años 45 45
>19 años 45 45
Embarazo 45
Lactancia 45

LITIO

El litio

Es un metal de la familia de los alcalinos, ampliamente distribuido en la naturaleza. En el organismo humano se encuentra a unas concentraciones séricas del orden de 10 a 40 mcg/l. No se conoce la función del litio en el cuerpo humano, al contrario que la función de sus compañeros de grupo, el sodio y el potasio.

Requerimientos.

En principio, el litio no le falta a nadie. Las pequeñísimas cantidades de litio que se pueden medir en el plasma humano no tienen ninguna función conocida. Pero la administración de suplementos de litio tiene ya antecedentes, tanto en Grecia como en Roma, utilizado en termas de aguas minerales alcalinas para diversos padecimientos, tanto físicos como psíquicos.

Litio y Sistema Nervioso

El litio se utilizó como remedio para diferentes enfermedades, hasta que se asentó como agente farmacológico para el trastorno bipolar, también conocido como psicosis maniaco-depresiva, cuyas víctimas alternan estados extremos de euforia (o manía) y depresión que les llevan literalmente al cielo y al infierno, del resplandor a las tinieblas, de una exaltación sin límites, a un abatimiento intolerable.

Cómo funciona

  • Como se ha dicho tiene acción sobre el sistema nervioso.
  • Actúa sobre las tasas de catecolaminas, acetilcolina, ácido gamma amino butírico, ácido glutámico.
  • Actúa sobre diversos mecanismos enzimáticos y sobre el sistema ATPasa.
  • Parece actuar sobre la permeabilidad de las membranas celulares.
  • Interfiere en el equilibrio electrolítico intra y extra celular.
  • Puede modificar las concentraciones de calcio Ca2+ y de magnesio Mg2+.
  • Puede desplazar activamente al sodio fuera de la célula (sin acción sobre el K+).
  • Parece antagonista del potasio en las afecciones cardiacas. Se sabe que en éstas aumenta el potasio en sangre.
  • En las cardiopatías arterioscleróticas parece haber una relación inversamente proporcional a la concentración de LITIO en el agua.
  • Es una medicación catalítica de los trastornos de la función eliminatoria (urea y gota), y así fue utilizado antiguamente en forma de carbonatos, benzoatos y salicatos.
  • La acción del LITIO ha sido estudiada sobre los neurotrasmisores, sobre las tasas de catecolaminas, de la acetilcolina, del ácido gamma amino butírico y del ácido glutámico, así como sobre diversos mecanismos enzimáticos (el litio parece actuar sobre el sistema ATPasa).
  • La eliminación del LITIO en orina aumenta en los enfermos maníacos. En las psicosis maníacodepresivas, la tasa de LITIO intracelular (en hematíes) está disminuida.

YODO

El yodo

  • El yodo es un elemento químico. El cuerpo necesita yodo, pero no lo puede generar. El yodo que se necesita debe provenir de la dieta. Como regla general, hay muy poco yodo en los alimentos, a menos que haya sido añadido durante el procesamiento, lo que ahora pasa en el caso de la sal. La mayor parte del yodo que hay en el mundo se encuentra en el océano, donde es concentrado por los organismos que hay en el mar, especialmente por las algas marinas.
  • La glándula tiroides necesita yodo para producir las hormonas. Si la tiroides no tiene suficiente yodo para hacer su trabajo, el cuerpo responde haciendo que la tiroides tenga que trabajar más duro. Esto puede producir un agrandamiento de la glándula de la tiroides (bocio), que se manifiesta como una inflamación del cuello.

Otras carencias

  • La deficiencia de yodo y el bajo nivel resultante de la hormona de la tiroides pueden hacer que las mujeres dejen de ovular, lo que lleva a la infertilidad.
  • La deficiencia de yodo también puede conducir a una enfermedad autoinmune de la glándula de la tiroides y puede aumentar el riesgo de contraer cáncer de la tiroides.
  • También podría aumentar el riesgo de otros cánceres como el de próstata, de mama, del endometrio y cáncer de ovario.
  • Durante el embarazo es grave tanto para la madre como para el bebé. Puede conducir a hipertensión arterial en la madre durante el embarazo y a retraso mental en el bebé.
  • El yodo juega un papel importante en el desarrollo del sistema nervioso central. En casos extremos, la deficiencia de yodo puede producir cretinismo, un trastorno que implica un retraso grave en el crecimiento físico y mental.

El Bocio

El problemas más reconocido de deficiencia de yodo es el bocio. Se cree además que la carencia de yodo en todo el mundo es la causa más común del retraso mental y que es prevenible.

  • También se utiliza para tratar una enfermedad de la piel causada por un hongo (esporotricosis cutánea);
  • Para el tratamiento de la enfermedad fibroquística de las mamas;
  • Para la prevención del cáncer de mama;
  • Para enfermedades oculares;
  • Para la diabetes, enfermedades del corazón y derrame cerebral; y como un expectorante.

El yodo también se usa para tratar las situaciones de emergencia que resultan debido a la exposición a yoduros radiactivos. El yoduro de potasio sólo se debe utilizar en el caso de un accidente radiactivo y no antes de una emergencia, solo como prevención.

El yodo se aplica a la piel para eliminar los gérmenes, para evitar el dolor en el interior de la boca (mucositis) causado por la quimioterapia y para el tratamiento de las úlceras diabéticas.

El yodo también se utiliza para la purificación del agua.

Efectividad del Yodo

La clasificación de la eficacia para este producto es la siguiente:

Eficaz para:

  • El tratamiento de una enfermedad de la piel producida por un hongo (esporotricosis cutánea).
  • La radiación. El yodo por vía oral es eficaz para el tratamiento (pero no para la prevención) de los efectos de la radiación asociada con la exposición a yoduros radiactivos.
  • Las enfermedades de la tiroides. El tomar yodo por vía oral puede mejorar la tormenta de la tiroides, el hipertiroidismo y el bocio.

Posiblemente eficaz para:

  • Los problemas con el tejido fibroso de las mamas (enfermedad fibroquística de la mama), cuando se toma por vía oral.
  • La prevención del dolor e hinchazón en la boca, producida por los tratamientos de quimioterapia para el cáncer, cuando se aplica directamente a la zona afectada.
  • Las úlceras de los pies asociadas con la diabetes, cuando se aplica directamente a la zona afectada

El yodo reduce la hormona tiroidea y puede matar los hongos, las bacterias y otros microorganismos, como las amebas. Un tipo específico de yodo llamado yoduro de potasio, se utiliza también para tratar (pero no prevenir) los efectos de un accidente radiactivo.

¿Es seguro tomar Yodo?

El yodo probablemente es SEGURO para la mayoría de la gente cuando se toma por vía oral en las cantidades recomendadas. Sin embargo, en las personas sensibles, el yodo puede producir efectos secundarios como hinchazón de los labios y de la cara (angioedema), hemorragia grave y hematomas, fiebre, dolor articular, inflamación de los ganglios linfáticos, reacciones alérgicas incluyendo urticaria y también la muerte.

Grandes cantidades o el uso a largo plazo de yodo, posiblemente no sea SEGURO.

  • Los adultos deben evitar el uso prolongado de dosis superiores a 1100 mcg por día (el Nivel Máximo de Ingesta Tolerable (UL) sin supervisión médica adecuada.
    • En los niños, la dosis no debe exceder a los 200 mcg por día para los niños de 1 a 3 años, 300 mcg por día para los niños de 4 a 8 años, 600 mcg por día para niños de 9 a 13 años de edad, y 900 mcg por día para los adolescentes. Estos son los Límites Máximos de Ingesta Tolerables (UL).

En cantidades altas el yodo puede producir:

  • sabor metálico, dolor de dientes y encías, ardor en la boca y la garganta, aumento de la salivación, inflamación de la garganta, malestar estomacal, diarrea, debilidad, depresión, problemas en la piel y muchos otros efectos secundarios.

Cuando el yodo se usa directamente sobre la piel, puede causar irritación de la piel, manchas, reacciones alérgicas y otros efectos secundarios. Tenga cuidado de no vendar o cubrir las áreas que han sido tratados con yodo para evitar una quemadura por yodo.

Advertencias y precauciones especiales:

Embarazo y lactancia: El yodo  probablemente ES SEGURO cuando se toma por vía oral en las cantidades recomendadas.

  • No tome más de 1100 mcg de yodo por día si es mayor de 18 años de edad;
  • no tome más de 900 mcg de yodo por día si tiene entre 14 a 18 años de edad.
  • El producto tópico (solución al 2%) probablemente ES SEGURO su uso para su piel.

Enfermedad tiroidea autoinmune (ETAI): Las personas con ETAI pueden ser especialmente sensibles a los efectos secundarios dañinos del yodo.

Trastornos de la tiroides, como una alteración de la glándula de la tiroides que ocasiona una disminución de la producción de hormonas tiroideas (hipotiroidismo), una glándula de la tiroides agrandada (bocio), o un tumor en la tiroides: El uso prolongado o altas dosis de yodo podría empeorar estos trastornos.

FLÚOR

El flúor

Mineral que se encuentra en el organismo en:

  • dientes, piel, • tiroides, • huesos,  plasma, • linfa y vísceras.

o es el que mantiene el esmalte óseo de dientes y huesos y parece intervenir en contra de la osteoporosis o influye en el brillo ocular.

Su metabolismo es modificado negativamente por la toma prolongada de corticoides y tranquilizantes.

 Requerimientos diarios.

Tiene poco significado, ya que depende del contenido en el agua. No se han determinado las necesidades.

Donde lo encontramos.

En el agua de beber se encuentra en cantidad variable, que suele ser de una parte a 10 por millón. El agua es la principal fuente de aporte.
La fluoración artificial del agua debe ser de una parte por millón.

También en los alimentos representa una pequeña parte del aporte, encontrándose en: trigo, cebada, arroz, albaricoque, uva, patata, rábano, tomate, espárragos, espinacas, té.

Es importante la aportación de Flúor en la infancia:

  • Debería comenzar en los 10 primeros meses de la vida y mantenerse hasta la aparición de los dientes definitivos.
  • Si el aporte comienza a los 4 años, la incidencia sobre los dientes definitivos es muy débil.
    La fluoración controlada de las aguas de consumo en el mundo occidental es ya un hecho.

Falta y Exceso.

La falta se observa en lugares donde el agua contiene menos de una parte por millón, manifestándose su carencia por caries más frecuentes.

El exceso:

  • Un veneno que inhibe el metabolismo.
  • Puede originar la enfermedad denominada fluorosis.
  • Generalmente, es consecuencia de excesos en la fluoración del agua y de la contaminación industrial.
  • La fluorosis dental endémica se da en lugares donde el contenido natural de flúor en el agua es demasiado alto. Se caracteriza por un moteado del esmalte que aparece también carcomido.
  • La fluorosis también puede conducir a un aumento de la densidad ósea con calcificaciones, especialmente en la columna vertebral (espondilitis deformante).

Esta situación se produce a partir de 10 partes por millón en el agua, o bien en casos de contaminación industrial. Pero otros autores (Smith y Hodge, 1959) opinan que se produce a partir de:

2 partes por millón: manchas dentarias
8 ppm: esclerosis ósea
5 ppm: alteraciones tiroideas
100 ppm: retardo del crecimiento
125 ppm: lesiones renales

Hay que destacar que las lesiones no son inmediatas y que pueden tardar 20 años en manifestarse.

ALUMINIO

El aluminio

El contenido total de aluminio en el cuerpo humano es de 50 a 150 mg.  Las concentraciones más altas se observan en:

  • los pulmones, el hígado, los testículos,  ovarios y próstata.

También:

Posee un papel enzimático importante, relacionado con la deshidrogenasa succínica que es un transportador de oxigeno indispensable para el organismo y punto de partida para los mecanismos de oxido-reducción.
Intensifica las reacciones del citocromo.
Forma quelatos con aminoácidos
Se encuentra en las transaminasas.
Previene la absorción del fósforo por el intestino.
Interviene positivamente en el estado de osificación de los cartílagos fetales y del niño.
Actúa también sobre los cartílagos de las superficies articulares.
Actúa sobre el sistema nervioso central.
Aumenta la vitalidad cerebral y nerviosa.
Regula el sueño.

Su falta y Exceso

Su falta

  • Produce alteraciones análogas a las de la vitamina B.
  • Diminuye la actividad de la deshidrogenasa succínica.

Su exceso

  • Insuficiencia renal.
  • Su administración nunca debe ser prolongada a dosis ponderal.

AZUFRE

El azufre

El nivel de AZUFRE en plasma varía de 1’5 a 0’7 miliequivalentes (mEq) por litro. Se encuentra en todos los organismos, en las paredes arteriales, en la bilis, en el cartílago, en la suprarrenal, en la insulina, en la vitamina B1.

El azufre orgánico es de dos clases: proteínico y no proteínico. Incluye los sulfolípidos y los sulfátidos.

  • Las formas proteínicas incluyen los aminoácidos que contienen azufre (metionina y cistina), las glucoproteínas ( sulfatos+ ácido sulfúrico+carbohidratos) que se encuentran en cartílagos, tendones y matrices óseas, los productos que provienen de la detoxicación intestinal bacteriana y también otros compuestos orgánicos tales como heparina, insulina, tiamina, biotina, ácido lipoico, coenzimas, proteínas del pelo y de la piel, queratina.
  • Las formas inorgánicas de azufre son los sulfatos combinados con sodio, potasio y magnesio.

Cómo funciona.

  • Los sulfatos inorgánicos son absorbidos intestinalmente al igual que los sulfatos orgánicos, previa escisión de sus proteínas. La metionina y la cistina son las fuentes más importantes de azufre.
  • La excreción del azufre se produce por vía urinaria. La excreción está en relación con la cantidad de proteínas ingeridas (fuentes esenciales de azufre) y con la degradación de proteínas celulares.
  • La mayor parte es convertido en sulfato y eliminado como tal. El ión sulfato contribuye a acidificar la orina, es decir que una dieta rica en proteínas tiene este efecto. También se elimina una pequeña cantidad de azufre orgánico.
  • El azufre juega un papel esencial en el mantenimiento de la estructura proteica, mediante sus enlaces disulfuro (s-s-s) que unen cadenas de péptidos.
  • Activa ciertas enzimas de la respiración celular y la oxidación biológica por medio de sus grupos sulfhidrilos = Sh (glutación). En el metabolismo energético los grupos sulfhidrilo juegan un papel importante debido a la alta energía que desprende la rotura de su enlace. Este es un importante aspecto de la actividad del acetil coenzima A.
  • Participa en procesos de detoxicación hepática por conjugación de tóxicos con el sufato activo. Es un depurativo.
  • Contribuye a la formación de los huesos, dientes y tendones, facilitando la asimilación del calcio.

Requerimientos.

La alimentación aporta la cantidad necesaria.

La fuente más importante son los aminoácidos azufrados:

  • Cistina y Metionina, que suministran de 0,6 a 1,6 g.

 Dónde se encuentra:

En ajos, cebolla, berros, puerros, rábanos, cebada, melocotón maíz, arroz, patata, dátil, castaña, coles, trigo, pepino, avena, almendras, judías verdes, cerezas, naranjas, fresas, albaricoque, pera, soja, arroz, nueces, lentejas.

Exceso

Se encuentra en algunas alteraciones congénitas del metabolismo del tejido conjuntivo en las que está aumentada la eliminación de sulfomucopolisacáridos (síndrome de Hurler y Morquio).

La combinación yodo-azufre es equivalente a la combinación tiroides-hígado, utilizada en la mayoría de los casos con dominante artrítica.