Afortunadamente Los Mercadillos ecológicos se han puesto de moda ya que es la fórmula de mantener la alimentación más natural.

Con el predominio de una distribución de alimentos que cada día se basa más en la comida preparada y productos refinados, es de agradecer que la alimentación más natural y ecológica gane adeptos.

No tenemos nada en contra de las grandes superficies, pero la esencia de la alimentación está en los Mercados Ecológicos. El precio también es importante, no se puede competir sin ayudas con unos productos que en la Plaza son más caros por lo cara que es su manipulación.

Son miles de Mercados que cada día ofrecen más calidad y que cada día más clientes acogen. Eso junto a las medidas de calidad y controles alimentarios hacen que la distribución llegue a más mercados y a más pueblos.